May 26 2005
Los vascos en el Noroccidente de México. Siglos XVI-XVIII Jaime Olveda Legaspi La ponencia explica el papel tan destacado que ejercieron los vasco-navarros en la fundación de villas y ciudades, en la minería y el comercio de esta región de México, así como los vínculos que establecieron con otros grupos hispanos. Hace ya más de diez años, cuando preparaba mi libro La oligarquía de Guadalajara, tuve mi primer acercamiento con los vascos. Al consultar los protocolos notariales y las actas de bautismos de los siglos XVI, XVII y XVIII que se encuentran en los archivos de esta ciudad, empecé a darme cuenta de que los mineros más poderosos y propietarios de los almacenes más importantes, así como los dueños de las haciendas de mayor extensión, eran originarios de las provincias vascongadas. En ese entonces, otros compromisos me impidieron continuar estudiando la élite de esta región de México. Años más tarde, inicié un proyecto consistente en precisar cuál de todos los grupos hispanos tuvo una mayor influencia en la configuración espacial del noroeste mexicano. Todavía en ese tiempo, los historiadores veníamos presentando a los españoles que conquistaron y colonizaron las distintas regiones de América como un grupo uniforme que compartía la misma cultura, las mismas costumbres y los mismos puntos de vista. Un análisis más cuidadoso de las diversas crónicas de la conquista permite observar que entre los soldados y aún entre los colonizadores, hubo profundas discrepancias, rivalidades, celos, envidias y rencores que acabaron por dividirlos. Pero no sólo los separaron los intereses particulares o el hecho de haber estado bajo las órdenes de diferentes adelantados, también el origen geográfico intervino para que se dividieran en diversos bandos y para que cada uno se expresara de manera distinta frente a la realidad americana. La insistencia de considerarlos como un grupo cohesionado…
Jun 21 2007
Los Vascos tras la consumación de la Independencia en México, GORKA ROSAINZ Tras la consumación de la independencia de México, los vascos se integraron al nuevo país durante su turbulento siglo XIX Gorka ROSAIN UNDA Al triunfo de la revolución de Independencia y la entronización de Iturbide como Emperador de México, apoyado por el ejército de las Tres Garantías -Religión, Unión e Independencia- y que no era otro que lo que quedaba del antiguo ejército español, esta fuerza armada, en cuyos cuadros de mando y cuerpos de tropa había muchos vascos de primera y segunda generación, se convirtió en el pie veterano del Ejército Mexicano y como tal cumplió su misión fundamental de defender y sostener la soberanía de la nueva nación con las armas en la mano, sobre todo ante las ambiciones expansionistas de sus vecinos del norte. Así, encontramos que en el siglo XIX, que para México transcurrió entre guerras civiles, asonadas, cuartelazos, pronunciamientos, revoluciones y hasta tres guerras extranjeras: dos de ellas con Francia -la de los Pasteles en 1838 y la de Intervención en 1862- y una con Estados Unidos en 1847, con su preludio de la Guerra de Texas en 1836, esos militares vascos y sus descendientes, muchos de cuyos nombres desafortunadamente se han perdido para la historia, fertilizaron con su sangre las tierras mexicanas. Pedro Celestino Negrete A los iniciadores de la revolución de independencia Allende y Unzaga, Aldama, Abasolo, Josefa Ortiz de Domínguez, corregidora de Querétaro -que no era vasca pero se educó en el Colegio de las Vizcaínas-, el navarro Javier Mina, Mariano Michelena y el propio Miguel Hidalgo y Gallaga-Gastegui, les siguió Iturbide, consumador de la independencia, inventor de la bandera nacional y quien dio el nombre de México a todo el país, como primer emperador de la nación por voluntad…
Oct 20 2007
Un arrantzale de hace ocho mil años Un arrantzale de hace ocho mil años El perfil químico realizado en Alberta (Canadá) al hombre de jaizkibel muestra que el 50% de su dieta estaba constituida por pescado y le convierte en el primer ser humano hallado en euskadi que pescaba regularmente Imanol Basaraz Bilbao Tres años después de su hallazgo en el yacimiento "J-3" de las laderas de Hondarribia, el "hombre de Jaizkibel", de una antigüedad de entre ocho mil y ocho mil quinientos años, es decir hasta 6.500 años a.c., ha desvelado al otro lado del Atlántico, en Alberta (Canadá), que se dedicaba a la pesca. El perfil químico realizado en el laboratorio canadiense a un hueso del individuo hallado en 2003 por el equipo dirigido por la arqueóloga María José Iriarte y por Álvaro Arrizabalaga, profesor de Prehistoria de la UPV y miembro de la Sociedad de Ciencias Aranzadi, ha determinado que el 50% de su dieta durante los últimos cinco o diez años de vida era pescado. La importancia del resultado de esa prueba, una de las múltiples que se vienen realizando a los restos hallados en Jaizkibel, radica en que confirma la procedencias de las vértebras de pescado y de espinas de pez halladas en el enterramiento y que los hombres que habitaban la zona en pleno Mesolítico ya pescaban con lo que el "hombre de Jaizkibel" es el poblador vasco más antiguo del que se tiene constancia como pescador marítimo, ya que de las pruebas se deduce que incluso llegaba a adentrarse en el mar, aunque sin perder de vista la costa. Álvaro Arrizabalaga, quien sigue con las prospecciones en la zona y el mismo domingo estuvo trabajando en los «más de 40 yacimientos de diferentes épocas, desde 150.000 hasta hace 6.000 años» que han contabilizado…
Oct 20 2008
LIBRO/ El último explorador El aventurero vasco que devoraron los indios Pedro Enrique Ibarreta Uhagón (1859-1898), un singular aventurero que se adentró en la Sudamérica más salvaje Constructor de ferrocarriles en el Chaco argentino. Buscador de oro en Bolivia. Cazador de hombres en la Guerra de Cuba y, al fin, cadáver abandonado a la voracidad de los hombres y las fieras en los infectos pantanales del Pilcomayo, que nace en las selvas de Paraguay. Ése fue Pedro Enrique de Ibarreta Uhagón, el último gran explorador español, de quien ahora se publica una biografía. Por José Antonio Díaz Bilbao, 1859. En el seno de una ilustre familia burguesa con ansias de nobleza nace un niño al que sus padres ponen por nombre Pedro Enrique Joaquín Manuel Ibarreta Uhagón. Su progenitor es un reputado ingeniero, dos de sus tíos ocupan posiciones preeminentes en el Banco Español de San Fernando (antecedente directo del actual Banco de España) y el Banco de Bilbao, y su padrino no es otro que don Pedro Francisco Goossens y Ponce de León, secretario de Isabel II. Dinero y prestigio no faltaban en casa del joven Enrique, que tras cursar sus primeros estudios en Bilbao, gustaba de pasar las tardes de su infancia correteando por los campos y bañándose en la ría del Nervión. De aquellas relajadas jornadas de 1871 datan nuestras primeras noticias sobre el carácter del futuro explorador. Por los escritos de sus coetáneos sabemos que Ibarreta era una especie de audaz pillo sin miedo, una fuerza de la naturaleza que, pese a sus pocos años, parecía no temer a nada ni a nadie. Por desgracia, la placidez de su infancia iba a verse interrumpida por el estallido de la III Guerra Carlista (1872-1876). Tras aguantar casi un año de asedio en aquel Bilbao martirizado por la…
Oct 25 2006
Investigan propiedades del vino tinto Los expertos descubrieron que los ratones que consumieron el compuesto resveratrol sufrieron una lesión cerebral menor Reuters Washington, Estados Unidos (16 octubre 2006).- El consumo de vino tinto permitiría proteger al cerebro del daño que produce un accidente cerebrovascular (ACV) y tomar un par de copas por día proveería esa protección de antemano, informaron investigadores estadounidenses. En un esfuerzo por comprender mejor cómo funciona el vino tinto, los científicos de la Johns Hopkins University dieron a un grupo de ratones una dosis moderada de un compuesto que se encuentra en las uvas negras y en las semillas antes de inducir en los animales un daño similar al que produce un ACV. Los expertos descubrieron que los ratones que consumieron el compuesto, denominado resveratrol, sufrieron una lesión cerebral menor que los que no lo habían hecho. "Cuando pre-tratamos a los animales con el compuesto por vía oral, observamos que teníamos una disminución significativa en el área de daño por ACV, de alrededor del 40 por ciento", manifestó Sylvain Dore, el investigador que dirigió el estudio. Dore y su equipo presentaron los resultados del trabajo, financiado en parte por el gobierno de Estados Unidos, en una conferencia de la Sociedad de Neurociencia llevada a cabo en Atlanta. "Lo que es único en este estudio es que de algún modo identificamos cuál sería el mecanismo específico" del vino que es bueno para la salud, dijo Dore. "Aquí estamos construyendo resistencia celular contra el daño de los radicales libres", añadió el experto. El estudio mostró que el resveratrol aumenta los niveles de una enzima en el cerebro, la hemoxigenasa, que ya era conocida por proteger a las células nerviosas del daño. Dore dijo que los efectos beneficiosos asociados con el consumo de una cantidad moderada de vino tinto podrían…
Oct 20 2008
´Torquito´, un artista bilbaíno. Serafín Vigiola del Torco, matador que triunfó en México ´Torquito´, un artista bilbaíno Serafín Vigiola del Torco, matador que triunfó en México y alternó en el adiós de Juan Belmonte en la plaza de Lima En España, dejaron de ser Sevilla y Madrid los semilleros donde surgían los toreros más atractivos, porque en el norte de la península aparecieron diestros que comenzaron a brillar, por el valor, las buenas maneras de técnica y, sobre todo, por su talento en busca de realizar innovaciones dentro del difícil espectáculo de tauro. Precisamente en Baracaldo, en Vizcaya, provincia de Bilbao, empezó a destacar el nombre de Serafín Vigiola del Torco, apodado Torquito, que pronto hizo sentir su presencia como un artista de los ruedos. Es menester afirmar que esa región se ha distinguido siempre por ser puramente torista. Las corridas grandes van aún para esa tierra norteña, razón por la cual se ganó a pulso ese distintivo que en el medio es usual cuando un encierro reúne en presencia, pitones y peso (trapío); los toreros suelen expresar: "Está para Bilbao". En la actualidad, se reitera, esa jerarquía sigue en boga: el toro ahí se lidia sobrado de todo. Pues bien, Torquito nace el 29 de julio de 1889 en Baracaldo y en Carranza (Vizcaya) realiza su primera aparición en los ruedos, el 1 de agosto de 1905, y obtiene un sonoro e inesperado éxito en la muerte de un novillo, que provoca un impacto generalizado. Varios años navega en el escalafón de los novilleros, hasta 1908, con actuaciones que hacen concebir un futuro halagador por sus buenas maneras y sentimiento. Ese mismo año se aventura a incursionar en México, que vivía una inestable situación política y no existen datos precisos sobre si pisó ruedos aztecas. Retorna a la patria…

Acerca de Nosotros

VASCOSMEXICO A. C.

 

con la escritura número 65 702.


La Asociación tiene como objeto : "Difundir y apoyar el intercambio cultural, social y económico entre los miembros de la comunidad vasca en México, propiciando, organizando y fomentando las relaciones entre los vascos en México, de los vascos en México con el País Vasco y con los vascos del mundo; adquirir, disponer y operar todos los activos, bienes muebles e inmuebles, así como el material y equipo necesario para la realización de su objetivo”.

Avisos de Ocasion

Contáctanos

 

  vascosmexicoac@prodigy.net.mx

Querétaro México
TEL (442) 234 26 23
TEL 01 800 832 99 99

Contáctanos