Domingo, 15 Junio 2008 13:00

Antes de abrir la boca en “Ch city”.

Escrito por Pablo Zulaica Parra
Valora este artículo
(0 votos)

16 Jun 2008

Antes de abrir la boca en “Ch city”.

Por Pablo Zulaica Parra

Para empezar, no lo llaman castellano. Es español. Para seguir, yo creo que tampoco es español, es mexicano. Porque más allá de las risas del acento -que si muy rudo el de España que si lastimoso el mexicano- la diferente evolución en ultramar, sumada a la realidad local y a la cercanía del gringo, hace que las conversaciones interculturales duren, al menos al principio, un rato más de lo normal. Eso si no te alburean, porque si lo hacen seguro ya no entiendes ni una.


En México no caminas por la acera, caminas por la banqueta. Ni vas en coche, sino en carro. Si el taxi que paras es un Beetle, no es tal, sino un vocho; y si tienes el día libre y no vas a chambear, puedes pedir al chofer que te lleve al mercado, que te va a llevar a un tianguis. Allí verás muchísima mercadería, alguna muy chida, pero alguna muy chafa. Si le late una camiseta, deberás pedirle la playera, y si está muy cara le dirás que no tienes tanto varo. Al cabo de un rato de acá para allá es posible que te entre hambre, ve entonces por una botana, pueden ser unas papas fritas con salsa valentina o una golosina en una tienda de abarrotes, en la siguiente cuadra. Pero de camino, quizás no resistes el olor de los tacos El güero, el puesto más repetido de México, que significa rubio, blanco o anglosajón. Si quieres un consejo, que te llenen la charola con un campechano o uno de suadero, pero con chile verde y algo de jardín, o sea, cilantro y cebolla. Ah, y tómate un agua de horchata o un jugo de toronja –si dices pomelo no te entienden- porque están bien bara, a unos 10 pesos.


Y si ya te dio hueva, puedes subirte a un pesero. Subirte, que no cogerlo. Si con tu exótica lengua no espantas al chofer, él en buena onda hasta te puede dar un raid un poco mas allá de su ruta natural, siempre que sea final de ruta y no haya más banda que tú. El pesero o camión está bueno para acercarte rápido a tus rumbos, si el tránsito no está cabrón. Quizás hasta te queda tiempo para una jeteada en tu camita. Pero si te demoras con tus cuates, mejor agarra el elevador, sube a la casa en chinga, y así te preparas para ir de reven al antro a tomarte unas chelas. Pero sin desvelarte demasiado para que al día siguiente no te la pases en casa con cruda, porque siempre queda mucho por conocer hasta ser un buen chilango.


Si aún no tienes claro cuál es la letra más mexicana del alfabeto, que os lo diga Café Tacuba. http://www.youtube.com/watch?v=XORgtzeoZRc

Visto 1895 veces Modificado por última vez en Martes, 18 Marzo 2014 20:34

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.